Buscar en la Página

RADIO FRANCISCANA

VIDEOS FRANCISCANOS

Loading...

lunes, 28 de marzo de 2011

Padre Julián Heras Diez, Bodas de Oro Sacerdotales. 1961 - 2011

www3.planalfa.es

Nace Julián, el ocho de Mayo del 1935. Era el primero de  los seis hijos de los esposos Patricio y Amparo.  
Cumplidos los seis años, como era preceptivo entonces, comenzó su vida de estudios, que ya no dejará nunca,  en la escuela del pueblo.
Cuando cumple12 años. deja el pueblo y viaja  a Anguciana, en Logroño. Al año siguiente, cumplido satisfactoriamente el tiempo de preparación para iniciar los estudios de bachillerato,  viaja al Perú.
Llega al Callao el año 1948 y, en el Colegio Seráfico de los PP. Franciscanos de esa ciudad, cursa los 4 primeros años del Bachillerato, con pleno éxito académico. En Abril del 1952 es trasladado a la capital, Lima, y en el Convento de Los Descalzos, se inicia la vida religiosa y franciscana
Cumple satisfactoriamente  con el año de Noviciado y emite los primeros votos religiosos. Permanece un año más en dicho convento y completa sus estudios de Bachillerato.  Cumplido este año el quinto año de bachillerato, viaja al famoso convento de misioneros de Ocopa, a 3.300 mts. sobre el nivel del mar, en el centro de la cordillera de Los Andes, para cursar los estudios de Filosofía y Teología  a fin de poder acceder al Sacerdocio, adquiriendo una preparación adecuada para el apostolado y las misiones. En Ocopa se encontró con algo que le acompañaría toda la vida: una magnífica biblioteca de cerca de 30.000 volúmenes, un ambiente cargado de arte y una comunidad donde se vivía la fraternidad, el estudio, y que era portadora de una historia misionera admirable..
Cumplidos satisfactoriamente sus estudios sacerdotales, un 06 de Enero del 1961 es ordenado de sacerdote en la Iglesia conventual de Ocopa.
Conocidas por los superiores su aptitudes y gustos intelectuales le destinan, casi de inmediato, a estudiar “Biblioteconomía” en la Escuela Nacional de Bibliotecarios de Lima. Con competencia supera sus estudios de nivel universitario y presenta su tesis  con un nuevo y original método que corregía, en la sección religiosa, la “TABLA DE MELVIL DEWEY”, usada universalmente. Mereció la máxima calificación, mención especial del Centro de Estudios y posteriormente fue adaptada por la Biblioteca Nacional del Perú.
Concluidos sus estudios sacerdotales y de especialización, los superiores le destinan a trabajar en el Convento de Ocopa, y allí se hace cargo durante muchos años del cuidado, organización moderna y puesta al día de la Biblioteca ya nombrada. Examina, clasifica  y organiza los Archivos conventuales de Ocopa y el Provincial de Lima.
Posteriormente realizó también la organización y puesta al día de las bibliotecas de Anguciana, de Barranco y, la también notable, biblioteca del Convento de  los Descalzos de Lima. De esta se pueden consultar los titulares en Internet.
Durante su larga estadía en Ocopa, además de sus trabajos de Archivo y Biblioteca, se preocupa de llevar la cultura a la población y organiza diversas exposiciones bibliográficas en Lima, 1963, Huancayo, 1970 y otra en Ocopa en 1975.
Asímismo, trabaja en mantener, ordenar y poner al día la “PINACOTEA” de notable valor artístico-cultural del Convento de Ocopa y el “MUSEO AMAZÓNICO” del mismo convento. Lo mismo haría posteriormente en el convento de Los Descalzos: cuidado, mantenimiento y  restauración del convento, pinacoteca y biblioteca.
Como su trato con los libros y la ciencia no ha sido solo para él, siempre ha estado disponible y ha ayudado y asesorado a los estudiosos e investigadores que visitaban las bibliotecas de los dos citados conventos (Ocopa y Lima) para hacer sus investigaciones o tesis universitarias.
También ha estado comprometido en las tareas pastorales. De modo especial hay que resaltar su tarea educativa, como profesor de Historia de la Iglesia, de la Orden y las Misiones Franciscanas en el convento de Ocopa.
El año 1990 es trasladado al Convento de los Descalzos, donde permanece hasta el día de hoy. 
Su esfuerzo, a través de toda la vida, ha sido encaminado al conocimiento científico, sobre todo en el campo de la investigación histórica.
En él encontramos un auténtico “ratón de bibliotecas”, pero que no se ha quedado en curiosear libros sino que ha caminado por las sendas del auténtico investigador.  Fruto de sus investigaciones es una lista larga de artículos y libros por él escritos y/o publicados.
Durante muchos años y en forma continuada fue nombrado y desempeñó el cargo de “Ecónomo” o administrador de la economía del Convento de Ocopa y, después, del Convento de los Descalzos de Lima. Igualmente fue nombrado durante muchos años Vicario Conventual de Ocopa y Lima. Finalmente también recibió el nombramiento y desempeñó durante seis años el cargo de Superior-Guardián del convento de los Descalzos de Lima.
La sociedad y el Gobierno del Perú supieron reconocer sus aportes a la investigación histórica y le nombraron “MIEMBRO NUMERARIO DE LA ACADEMIA NACIONAL DE HISTORIA DEL PERÚ”, nombramiento que ha desempeñado  con eficacia y competencia y que se mantiene hasta el día de hoy.
Cubillo del Campo, pueblo natal de Julián Heras Diez,  en Sesión ordinaria del Ayuntamiento, acogiendo el sentir de los ciudadanos, le  ha declarado “HIJO ILUSTRE DEL PUEBLO” y ha decretado que se coloque una placa recordatoria en su  casa natal.
El P. Julián Heras Díez se encuentra en estos momentos en el Convento de los Descalzos de Lima-Perú, aquejado por la enfermedad y postrado en silla de ruedas;

La Merced (Perú), 06 de Julio del 2010. /  Lucinio Ortega Navarro (OFM).