Buscar este blog

Cargando...

sábado, 24 de diciembre de 2011

Saludo franciscano

Por: Fr. Carlos Caselli OFM (1918-1976)

En esta santa oficina
costumbre laudabilísima,
el saludar a María
con el "Ave María Purísima"

Buen cristiano será quien
tal salutación oída,
al punto responda, y bien,
"Sin pecado concebida".




El saludo tradicional en los pueblos castellanos AVE MARÍA PURÍSIMA, SIN PECADO CONCEBIDA", es el típico saludo franciscano, que perdura  en la liturgia al iniciar el sacramento de la confesiòn. Tiene su origen en la historia del dogma de la Inmaculada Concepción, que para concientizar y difundir la tesis sobre la INMACULADA CONCEPCIÓN  DE LA VIRGEN MARÍA, los defensores de esta doctrina iniciada por el  teólogo  beato "doctor sutil"Juan Duns Escoto, y en lo sucesivo los franciscanos, se propusieron mentalizar al pueblo cristiano con este lema, que culminó con la Definición dogmática de la Inmaculada Concepción por el papa Pío IX el 8 de diciembre de 1854. 
 Se trata de un "lema", "santo y seña", "consigna" que en muchos casos usamos para identificarnos o reforzar una idea común. Por ejemplo, el saludo "HERMANO, MORIR TENEMOS, de un monje cisterciense al encontrarse con otro, quien responde... YA LO SABEMOS Y EN CIELO NOS ENCONTRAREMOS" .  En Italia se usa el saludo con la expresión "SÌA LODATO GESUCRISTO... al cual responde el interlocutor SEMPRE SÌA LODATO" . Igualmente en los países sajones, especialmente Alemania, se saluda diciendo "Grüß Gott"... y el interlocutor responde "Grüß Gott". Este es el típico saludo franciscano, que perdura  en la liturgia al iniciar el sacramento de la confesiòn.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada