Buscar en la Página

RADIO FRANCISCANA

lunes, 4 de junio de 2018

03 de Junio: Solemnidad del Corpus Christi

Si bien la misa de fiesta en honor al Sagrado Corazón de Jesús (mes de junio) se celebró en la Basílica San Francisco de Lima el pasado viernes 01 de junio que además coincidió con el primer viernes de mes. La fiesta de Solemnidad del Corpus Christi se vivió a lo grande el domingo 03 de junio en la Plaza Mayor de Lima con la asistencia de fieles de diferentes asociaciones católicas, movimientos, colegios, hermandades, y voluntarios.
Así se vivió la Solemnidad de Corpus Christi 2018 presidida por el Cardenal Juan Luis Cipriani, Arzobispo de Lima y Primado del Perú.
En su mensaje el Cardenal abordó diversos temas empezando por la familia la cual atraviesa tiempos difíciles. Pidió al Señor proteja a las familias del Perú.
En otro momento pidió a los fieles vivir siempre unidos a la Eucaristía.
También pidió a los jóvenes no rendirse ante las dificultades de la vida y a los sacerdotes invitó a cuidar de las Capillas del Santísimo Sacramento que se encuentran en las casi 120 parroquias de la Arquidiócesis de Lima.
En el momento del ofertorio el Cardenal pidió por la joven Eyvi  Agreda quien fue agredida en un bus de transporte público y falleció luego de más de 60 días tras un penoso intento por recuperarla de sus graves quemaduras en más del 60% de su cuerpo.
Finalmente hizo una oración especial por Monseñor Pedro Barreto Arzobispo de Huancayo nombrado recientemente por el Papa Francisco como nuevo cardenal.
Al finalizar la ceremonia litúrgica el Cardenal Cipriani recorrió la Plaza Mayor de Lima con el Santísimo Sacramento en procesión. 
Plaza que fue engalanada con mas de 50 alfombras de flores elaboradas por jóvenes entusiastas como una manera de manifestar su amor a Jesucristo.
El Corpus Christi (Cuerpo de Cristo) es la Fiesta religiosa de nuestra Iglesia Católica en que se celebra la Eucaristía, el cuerpo y la sangre de Cristo.

El Papa Francisco nos dice que la Eucaristía es el pan del futuro, que ya nos hace pregustar un futuro infinitamente más grande que cualquier otra expectativa mejor. 
“Es el pan que sacia nuestros deseos más grandes y alimenta nuestros sueños más hermosos. Es, en una palabra, la prenda de la vida eterna: no solo una promesa, sino una prenda, es decir, un anticipo concreto de lo que nos será dado”. 
“La Eucaristía es la “reserva” del paraíso; es Jesús, viático de nuestro camino hacia la vida bienaventurada que no acabará nunca”.

Un poco de historia:
Fue una religiosa, Juliana de Cornillon, la que animó a celebrar esta fiesta en honor del Cuerpo y de la Sangre de Cristo en el año 1208. Esta fiesta que surgió en la Edad Media, fue consecuencia del florecimiento del pensamiento eucarístico del siglo XIII. En el siglo anterior comenzó la elevación de la Hostia en el momento de la consagración. En pleno siglo XIII -1246- se celebró esta fiesta en la diócesis de Lieja (Bélgica). 
Unos años más tarde tuvo lugar el hecho milagroso de la Hostia consagrada que comenzó a sangrar ante las dudas de fe del sacerdote que celebraba la Eucaristía en la ciudad de Bolsena (Italia). Este hecho muy difundido llevó al Papa Urbano IV a instituir la festividad del Corpus Christi en 1264. Estaba presente en la Iglesia y era considerado como el gran teólogo sobre la Presencia de Cristo en la Eucaristía SantoTomás de Aquino a quien el pontífice quiso premiar con el cardenalato por su gran servicio a la Iglesia que enseña. Pero el humilde dominico le ofreció otro servicio a la Iglesia que el Pontífice le concedió: preparar los textos litúrgicos de dicha fiesta. Gracias a esa concesión tenemos esas obras poéticas rezumando la ciencia sublime del gran teólogo y el amor del gran santo, a quien la iconografía ha colocado la custodia en el pecho de sus imágenes como símbolo de Santo Tomás de Aquino. Himnos de la calidad del Pange lingua, Lauda Sion, Panis angelicus o Adoro te devote, salieron de su espléndida pluma y siguen sacudiendo nuestra falta de correspondencia a quien teniendo que irse al cielo se quedó con nosotros en persona y no sólo en un recuerdo.
FUENTE: ACI PRENSA/ALETEIA/BLOG UCSC

No hay comentarios: